Operación Medusa: Jean Alain acusa al Ministerio Público de falsificarle su firma

Operación Medusa: Jean Alain acusa al Ministerio Público de falsificarle su firma

El exprocurador general de la República, Jean Alain Rodríguez, acusó este lunes al Ministerio Público de falsificarle su letra y su firma en la página 43 del expediente acusatorio.

Durante su intervención en la audiencia del conocimiento de la medida de coerción, en la que los periodistas tuvieron acceso, pero sin dispositivos que permitan la captura de imágenes y audio, citó un fragmento de la referida página, donde alega que lo que él escribió fue: “aprobado debido cumplió proceso legal”, mientras que en la parte que dice Rodríguez falsificó el Ministerio Público reza de la siguiente manera: “aprobado debiendo cumplir proceso legal”.

De inmediato, la directora de Persecución, Yeni Berenice Reynoso, interrumpió al exfuncionario, alegando que éste estaba violentando la decisión de la jueza, al tocar aspectos del expediente.

A su salida de la sala de audiencias, Reynoso sostuvo que él dice muchas cosas, “tantas cosas que creó una Procuraduría ficticia”.

Será este martes a las 3:00 de la tarde cuando la jueza de la Oficina de Atención Permanente del Distrito Nacional, Kenya Romero, decidirá si envía a la cárcel a los ocho implicados de la Operación Medusa o si los deja en libertad.

Además de Jean Alain Rodríguez, también están detenidos el exdirector administrativo y financiero de esa institución, Jhonatan Rodríguez y el señor Alfredo Solano, así como Miguel José de Moya, ex asesor de la Procuraduría General de la República, Rafael Antonio Mercedes Marte, ex encargado del Departamento de Contabilidad; Altagracia Guillén Calzado, ex subdirectora administrativa; Jenny Marte, encargada de construcción en el Plan de Humanización, y Javier Alejandro Forteza Ibarra, ex director de Tecnología de la Información, quienes están acusados de asociación de malhechores, estafa contra el Estado, soborno, coalición de funcionarios, falsedad de documentos públicos, robo de identidad, delitos electrónicos y lavado de activos.

Durante la ejecución de la operación Medusa se realizaron 38 allanamientos de manera simultánea en el Distrito Nacional, La Vega y La Romana, de cuyos hallazgos la Procuraduría no ha ofrecido detalles.